La policía detiene al hombre que apuñaló a un refugiado venezolano en Barcelona

2652
0

El pasado lunes 12 de Agosto, Óscar Briceño, un refugiado venezolano fue apuñalado cuatro veces mientras dormía en las afuera de un refugio municipal de la ciudad de Barcelona (España). Óscar se encontraba durmiendo en la calle (mientras espera un cupo para entrar al refugio) cuando un hombre enmascarado, sin mediar palabra le dio las cuatro puñaladas.

La policia española ha podido detener a la persona que intento asesinar al venezolano. Les dejamos la nota (alnavio.com):

La policía española ha detenido al misterioso hombre que intentó asesinar, sin mediar palabra, al refugiado venezolano cuando dormía en la calle. El atacante, que acudía encapuchado y vestido de negro, es acusado por acuchillar, al menos, a personas sin hogar. Este jueves pasará a disposición de los tribunales.

El misterioso atacante, que había generado pánico entre las personas sin techo de Barcelona, España, irá a juicio por intento de homicidio, un delito castigado con entre 10 y 15 años de cárcel en España. La policía ya le seguía la pista después de un ataque a otro inmigrante sin hogar, un tunecino que fue agredido, también de madrugada, mientras dormía en la calle.

El hombre también es inmigrante y tampoco tiene techo. Se trata de un albanés de 30 años que dormía en un local invadido. Después del ataque sorpresivo al venezolano, el agresor huyó con su arma que arrojó en un contenedor de basura. La policía localizó el cuchillo que ahora servirá como prueba en el juicio que deberá enfrentar por intento de asesinato.

En la detención, la policía también encontró enseres personales y otras pruebas que se usarán en el juicio en contra del atacante. Hasta ahora, los investigadores no han acreditado que el hombre pertenezca a alguna agrupación extremista, pero no ha descartado que las agresiones hayan tenido motivaciones racistas. La investigación todavía continúa su curso, según ha informado la policía catalana.

Los sin techo venezolanos y de otras nacionalidades habían comenzado a organizar guardias nocturnas para protegerse del misterioso atacante encapuchado que pasó su primera noche en los calabozos.

El albergue en Barcelona, que atiende a personas sin hogar y que es gestionado por la alcaldía, está abarrotado y hay lista de espera para entrar. Por eso, al menos una docena de inmigrantes, varios de ellos venezolanos, duermen en las afueras, sobre cartones, tiendas de campaña y sleeping bags. Ahora, aseguran, podrán descansar más tranquilos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.